Calefacción casera – Hazlo tú mismo

En este artículo vamos a ver un experimento para tener un método de calefacción casera con unos cuantos materiales que prácticamente todo el mundo tiene en casa.

El artilugio es muy fácil de hacer, tan solo necesitamos cinco minutos de nuestro tiempo y unos cuantos materiales que vamos a especificar ahora mismo.

Materiales para hacer calefacción casera

materiales para calefacción casera

  • Necesitamos una base para colocar la bandeja. Mi recomendación es que sea de algún material no inflamable, ya que vamos a producir calor y siempre es mejor estar seguros. Hay quien lo hace con una base de madera (como se ve en la imagen), pero yo prefiero hacerlo con una base cerámica.
  • Ahora necesitamos una bandeja. Puede ser metálica, de cerámica, etc. Siempre y cuando que no sea inflamabe.
  • 4 o 5 velas pequeñas (de las redondas).
  • Una moneda para tapar el agujero de una de las macetas. También podemos usar cualquier artilugio que cubra bien el agujero.
  • Y por último necesitamos 2 macetas, una un poco más grande que la otra.

Construcción de nuestra estufa casera

Ponemos la bandeja sobre la base que hayamos elegido. La bandeja puede calentarse, no mucho, mas con el tiempo puede hacer una marca en el mueble o bien superficie sobre la que se pone. Por esto tenemos que poner la base, que evitará posibles daños.

Ponemos en el centro de la bandeja entre cuatro y cinco velas. Hay centros comerciales que venden estas velas en paquetes de cien unidades y más o menos nos cuestan unos 4 euros, con lo que cada velita nos sale a 0.04 euros. Si ponemos 4, van a ser unos dieciséis céntimos, y 5 van a ser veinte.

Encendemos las velas que hayamos puesto en la bandeja.

Ponemos la maceta pequeña sobre la bandeja, invertida y centrada, cubriendo las velitas. Tapamos el pequeño orificio de la maceta con la moneda o bien con un estuche de una de esas velas redondas ya gastadas, o cualquier cosa que no se funda ni se pueda abrasar.

Calefacción casera

Una buena parte del calor va a quedar retenido en esta maceta. Hay que tener cuidado por el hecho de que se calienta bastante y va a quemar si se toca. El barro con que están hechas las macetas retiene mucho el calor.

Ponemos la otra maceta, algo más grande, sobre la maceta pequeña. El orificio de la maceta grande no se tapa, se deja como está. Por este orificio escapará una columna de aire caliente que va a subir la temperatura de la habitación. Aparte de eso, todo el conjunto (macetas y bandeja), se comportan como un genuino radiador, contribuyendo a acrecentar la temperatura de la sala.

Y ya la tenemos… Una estupenda manera de construir una estufa casera por muy poco dinero. Lo único que vamos a gastar van a ser velas, y sabiendo que 4 velas cuestan 0,16 céntimos podemos tener una habitación caliente durante 8 horas, por ejemplo, por 0,32 céntimos. ¿A que es increíble?

estufa casera

Observaciones de la calefacción casera

Debemos poner esta calefacción casera en un sitio que no suponga riesgo. Lejos de materiales inflamables o bien combustibles como: ropa, líquidos inflamables, botes de aerosol, cortinas, etc.

La duración de las velas es de cuatro horas, es cumplida sobradamente. Duran entre cuatro y cuatro horas y media. (Comprobado reloj en mano).

La acción de esta calefacción no es tan veloz como la de una estufa usual, tal vez tarde media hora en comenzar a calentar “de veras”.

Al acabarse las velas, dejad que las macetas se enfríen, singularmente la interior que se calienta bastante.

Si la habitación es pequeñísima se calienta más veloz, mas asimismo puede aparecer niebla por el efecto de la cera. Abre la ventana un momento para ventilar y ciérrala.

Esto lo veo ideal para sitios rústicos donde no nos preocupe mucho el efecto de la combustión de las velas, puesto que siempre y en todo momento liberan algo de cera.

Leave a Reply