Radiadores De Aceite

Los radiadores de aceite son radiadores eléctricos y son la manera más segura de calentar una habitación rápidamente. Son la opción más económica, ya que sólo calientan el ambiente donde pasa la mayor parte del tiempo.

No es necesario calentar toda la casa. Incluso no tiene que pasar frío para mantener la factura de la luz controlada.

Top de los mejores radiadores de aceite

Producto disponible en Amazon.es

Aquí puedes ver otros modelos de radiadores de aceite.

Ventajas de los radiadores de aceite

radiadores de aceite

Estos radiadores permiten calentar puntos en su casa o incluso en el lugar de trabajo. ¿Su jefe quiere mantener la temperatura más baja en la oficina? ¡no hay problema! Puedes tener tu radiador en su cubículo y tener una calidez muy agradable mientras trabaja.

Los radiadores de aceite son portátiles. Algunos vienen construidos con ruedas para que pueda llevarlo a cualquier lugar que quiera calentar. Otros radiadores de este tipo son de peso ligero para que puedas llevarlo a la sala que desees calentar. También vienen en tamaños compactos para que puedas ponerlo en un lugar donde no moleste al paso. Puedes ponerlo debajo de tu mesa de trabajo y ni siquiera sabrás que está ahí.

Una de las mejores cosas de los radiadores de aceite es que no tienes que preocuparte de que tus hijos o mascotas puedan tocarlos y quemarse. Algunos vienen con cubiertas de seguridad para que no entren en contacto con las partes que irradian calor. Son el tipo más seguro de aparatos de calefacción portátiles.

Operan por el calentamiento de un tipo especial de aceite en el interior del calentador. El aceite conserva el calor y circula a través de las bobinas del radiador. Las bobinas y aletas en el radiador irradian el calor al resto de la habitación. Debido a que no utiliza ventiladores, este tipo de calefacción es muy silenciosa.

No tienes que preocuparte porque el radiador se vuelque y se derrame el aceite. El aceite está sellado de forma segura dentro de la unidad. También tienen una función de apagado automático que apaga la unidad cuando se sobrecalienta. También puede ajustar el calor, ya que tiene un termostato. De esta manera, se ahorra aún más energía.

Mantenimiento de los radiadores de aceite

Son muy fáciles de mantener, ya que no producen polvo, todo lo que necesitan es un poco de limpieza de vez en cuando. Este tipo de calentador no necesita ningún cambio de aceite debido a que el aceite solo se calienta pero no se quema.

Aparte del fácil mantenimiento, este tipo de radiadores sólo funcionan a una potencia baja. No necesita una toma de corriente extra porque se puede utilizar en la misma regleta de alimentación que el ordenador u otros aparatos.

Este tipo de calefacción es la mejor opción para mantener su casa caliente y con un ambiente acogedor sin tener que preocuparse por las facturas eléctricas. Son fáciles de limpiar, silenciosos, y la calefacción más segura de todas. Vienen en diferentes modelos para satisfacer sus necesidades de calefacción, ya sea para la oficina o para su hogar.

A continuación te dejamos un catálogo de radiadores de aceite para que puedas comparar los diferentes modelos y precios que hay y que puedas escoger el que más se adecue a tus necesidades.

Aquí puedes ver otros radiadores

Leave a Reply